15 de octubre, 2016 Novedades Industria Agua comentarios Bookmark and Share
< Volver

El proyecto Life-Rewatch, la forma acrónima de Reuse Water Chemical, es un proyecto Life financiado por la Unión Europea en el que participan, además de las empresas Veolia y Dow Chemical, el centro de investigación holandés KRW Water, la plataforma europea del agua WssTP y, como coordinador del proyecto, el centro tecnológico Eurecat-CTM. El proyecto tiene como objetivo validar un innovador sistema de regeneración de aguas residuales procedentes de la industria petroquímica para ser reutilizada por la propia industria petroquímica.

La industria petroquímica es una de las industrias con mayor consumo y vertido de agua. En Europa, solo este sector es responsable de generar 1.750 hm3 de agua residual al año. Ante estos datos nace el proyecto Life-Rewatch, con la intención de reducir el consumo del agua en la industria química y similares. El proyecto, que se prolongará hasta diciembre de 2019, también tiene por objetivo aumentar la concienciación social del impacto que tiene en el medio ambiente la generación de aguas residuales y la sobreexplotación de los recursos de agua fresca. Además, pretende involucrar a los diferentes actores sociales para promover la utilización de esta innovadora tecnología de regeneración y reutilización de agua en otros sectores industriales.

La filial española de Veolia Water Technologies se encarga del diseño de la línea de tratamiento del proyecto Rewatch para la regeneración de aguas en la industria petroquímica, en colaboración con Dow Chemical Ibérica, ya que el sistema será testado en una de las plantas de la empresa química en Tarragona. En esta planta se podría llegar a reducir el consumo de agua en 3,5 hm3 anuales, caudal que sería liberado con fines de consumo humano. Este dato da una magnitud de los importantísimos beneficios -económicos y medioambientales- que implicaría hacer extensible esta medida a otras industrias del sector petroquímico.

El proceso de tratamiento incluye un acondicionamiento físico-químico, seguido de una eliminación biológica con lecho móvil, ultrafiltración y separación con membranas de ósmosis inversa, finalizando con un pulido del agua mediante resinas de intercambio iónico. La combinación de estas tecnologías permitirá regenerar y reutilizar el agua en la industria petroquímica, haciendo un uso más eficiente del agua.

Publicidad

Noticias relacionadas

comments powered by Disqus