20 de enero, 2021 Artículos Técnicos comentarios Bookmark and Share
< Volver

En este trabajo de la Universidad de Córdoba y la Empresa Metropolitana de Abastecimiento y Saneamiento de Aguas de Sevilla (Emasesa) se ha evaluado la emisión relativa y global de olor en una estación depuradora de aguas residuales (EDAR) mediante la tasa de emisión odorífera en diversos puntos de la instalación que se han considerado críticos.

El sistema de desodorización que funciona eficazmente en la planta está basado en la adsorción mediante lechos de carbón activo granular (CAG), en los cuales se ha realizado una caracterización olfatométrica y la cuantificación cromatográfica de los compuestos odoríferos retenidos en este sistema de control, con el objetivo de profundizar en la naturaleza de la emisión gaseosa asociada a los diferentes focos de olor.

Una vez el relleno de los lechos es reemplazado, el CAG se considera residuo peligroso y, al objeto de promover una gestión integral del agua más sostenible en las EDAR, se ha propuesto una alternativa a su deposición en vertedero. La regeneración térmica del CAG en flujo simple de aire permite plantear su valorización para constituir nuevos lechos adsorbentes de olor, por conseguir recuperar las propiedades texturales que posee el mencionado adsorbente antes de su uso.

Publicidad

Noticias relacionadas

comments powered by Disqus