Publicidad

Empresas Premium

19 de noviembre, 2021 Novedades Industria Agua comentarios Bookmark and Share
< Volver

"¿A quién le importan los retretes? A 3.600 millones de personas. Porque carecen de uno que funcione correctamente”. Así arranca la campaña del Día Mundial del Retrete 2021 con la que se pretende visibilizar que casi la mitad de la población mundial carece de servicios de saneamiento gestionados de forma segura.

En el Día Mundial del Retrete se rinde homenaje al retrete y se sensibiliza a la opinión pública sobre los 3 600 millones de personas que viven sin acceso a servicios de saneamiento gestionados de forma segura. Se promueve la adopción de medidas para hacer frente a la crisis mundial de saneamiento y lograr el Objetivo de Desarrollo Sostenible 6: agua y saneamiento para todos de aquí a 2030

Basta con que algunas personas de una comunidad no dispongan de retretes aptos para que la salud de todos esté en peligro. El saneamiento deficiente contamina las fuentes de agua potable, los ríos, las playas y los cultivos alimentarios y propaga enfermedades mortales entre la población.

Este año el tema ´Valoremos los retretes´ hace hincapié en el hecho de que los aseos -y los sistemas de saneamiento en los que se basan—ç- están infrafinanciados, mal gestionados o descuidados en muchas partes del mundo, y ello entraña consecuencias devastadoras en múltiples ámbitos, en especial en las comunidades más pobres y marginadas.

Por el contrario, las ventajas de invertir en un sistema de saneamiento adecuado son inmensas. Por ejemplo, por cada dólar estadounidense empleado en saneamiento básico se generan hasta 5 dólares fruto del ahorro en costos médicos y el aumento de la productividad, además de crearse puestos de trabajo en el conjunto de la cadena de servicios. En el caso de las mujeres y las niñas, los retretes instalados en el hogar, la escuela y el trabajo les ayudan a enfocarse en su potencial y les proporcionan dignidad, privacidad y seguridad, especialmente durante la menstruación y el embarazo.

Según Naciones Unidas:

  • Al menos 2 000 millones de personas se abastecen de fuentes de agua potable contaminadas por heces.
  • Cada día, más de 700 niños menores de cinco años mueren por enfermedades diarreicas causadas por agua insalubre o por saneamiento o higiene deficientes.
  • Por cada dólar de los Estados Unidos invertido en saneamiento básico se generan hasta 5 dólares fruto del ahorro en costos médicos y el aumento de la productividad.

 

La crisis del saneamiento

El saneamiento y el agua potable salubre son derechos humanos básicos que todos tenemos. Sin embargo,
casi la mitad de la población mundial (3.600 millones de personas) vive sin un servicio de saneamiento gestionado de forma segura, entendido como un retrete -no compartido con otros hogares- que trata o elimina los excrementos humanos in situ, los almacena de forma segura para su posterior vaciado y tratamiento en otro lugar, o se conecta a una red de alcantarillado operativa. En cambio, esas personas
utilizan instalaciones que no permiten eliminar de forma segura los excrementos humanos ni in situ ni en otros lugares (lo que se conoce como instalaciones básicas, limitadas o no mejoradas) o puede que se vean obligadas a hacer sus necesidades al aire libre (la denominada ´defecación al aire libre´). En todo el mundo 494 millones de personas todavía practican la defecación al aire libre.

 

Consecuencias de la crisis del saneamiento

Basta con que algunas personas de una comunidad no dispongan de retretes seguros para que la salud de todos esté en peligro. El saneamiento deficiente contamina las fuentes de agua potable, los ríos, las playas y los cultivos alimentarios y propaga enfermedades mortales entre la población. En todo el mundo, al menos 2.000 millones de personas se abastecen de fuentes de agua potable contaminadas por heces. Cada día, más de 700 niños menores de cinco años mueren por enfermedades diarreicas causadas por agua insalubre o por saneamiento o higiene deficientes.

 

¿Por qué invertir en saneamiento?

El acceso a un saneamiento seguro es fundamental para la realización de todos los derechos humanos. Los
retretes en particular fomentan la igualdad de género y propician avances en los ámbitos de la educación, la
economía y el medioambiente. Por ejemplo, por cada dólar de los Estados Unidos invertido en saneamiento básico se generan hasta 5 dólares fruto del ahorro en costos médicos y el aumento de la productividad, además de crearse puestos de trabajo en el conjunto de la cadena de servicios. En el caso de las mujeres y
las niñas, los retretes instalados en el hogar, la escuela y el trabajo les ayudan a desarrollar su potencial y a
desempeñar plenamente su papel en la sociedad, especialmente durante la menstruación y el embarazo.

 

¿Qué es un sistema de saneamiento sostenible?

El saneamiento sostenible comienza con un retrete -instalado en un lugar seguro, accesible y digno- que recoge eficazmente los excrementos humanos. Luego, los excrementos pueden ser transportados por tuberías o pueden almacenarse en un tanque, cuyo contenido puede tratarse in situ o bien puede vaciar posteriormente un servicio de recogida. La siguiente etapa es el tratamiento y el uso o la eliminación sin riesgos. La reutilización segura de excrementos humanos tratados puede permitir la captura de emisiones de gases de efecto invernadero para fines de producción de energía, además de proporcionar a la agricultura una fuente fiable de agua y nutrientes. Los sistemas de saneamiento sostenibles deben ser capaces de soportar los efectos del cambio climático, como crecidas y sequías más frecuentes, cambios en la disponibilidad de agua y la subida del nivel del mar.

 

Conmemoración en España

¿Y en España? En el Día Mundial del Retrete, la Asociación Española de Abastecimientos de Agua y
Saneamiento (AEAS) recuerda la gran importancia de los sistemas de saneamiento urbano. En ese sentido, AEAS reclama la necesidad de realizar un mayor esfuerzo inversor sostenido también en nuestro país, tanto en renovación de infraestructuras como en la ejecución de instalaciones de depuración de aguas residuales que aún quedan pendientes. Se trata de algo necesario si queremos alcanzar los objetivos medioambientales, mantener la calidad, la sostenibilidad de los servicios y afrontar los retos futuros como el cumplimiento de los ODS, la lucha contra el cambio climático y la protección de las siguientes generaciones.

Además, en el Día Mundial del Retrete AEAS quiere resaltar la importancia de que estados y organizaciones internacionales realicen un impulso real y efectivo para que el Derecho Humano al Saneamiento sea una realidad a nivel mundial, de manera que se pueda dar cumplimiento a los Objetivos de Desarrollo Sostenible marcados por la ONU y, más concretamente, al cumplimiento del Objetivo 6 sobre agua potable y saneamiento.

Puedes ampliar esta información y conocer las diversas iniciativas promovidas por AEAS sobre la importancia de los sistemas de saneamiento urbano y el impuso a los Derechos Humanos al Agua y el Saneamiento, a través del siguiente enlace: AEAS en el Día Mundial del Retrete.

 

Publicidad

Noticias relacionadas

comments powered by Disqus