12 de septiembre, 2018 Novedades Industria Agua comentarios Bookmark and Share
< Volver

Incatema Consulting & Engineering ha finalizado la construcción de la depuradora de aguas residuales del Parque Industrial de Caracol, en Haití, cuyas obras beneficiarán aproximadamente a 18.000 habitantes de la zona. Las labores de desarrollo han tenido una duración de tres años, sumado a una prórroga de un año más para el apoyo de la explotación de este proyecto.

 

El proyecto de Incatema ha contado con la participación de un equipo cualificado proveniente de diversos países, partiendo de un jefe de planta español, diez haitianos en la mano de obra y distintos profesionales mexicanos que brindaron apoyo a su realización. Actualmente Incatema dirige sus esfuerzos hacia una correcta gestión de los recursos, tanto es así que para este proyecto se utilizó la depuración por plantas macrófitas, un proceso innovador creado en España, caracterizado por ser completamente biológico donde las plantas autóctonas depuran el agua sin elevados requerimientos energéticos, contribuyendo en gran medida a los objetivos de desarrollo sostenible.

En palabras de Fernando Díaz, director de la división de Agua en Incatema, "nos sentimos especialmente orgullosos de haber dotado a los ciudadanos de Haití de este proyecto llave en mano, que, además, pueden seguir explotado sin una gran complejidad técnica con un sistema sostenible para el medioambiente y que mejorará la calidad de vida de miles de familias que podrán contar con este recurso tan indispensable para todos". Además de la explotación de aguas residuales, subvencionado por el Banco Interamericano del Desarrollo, se han realizado otras labores como la instalación eléctrica y trabajos de urbanización como la siembra de pasto en las laderas exteriores de la laguna, red de basura, desbordamiento, carreteras y puertas de acceso en la misma zona.

Con este proyecto, Incatema reafirma su compromiso con la sostenibilidad del medio ambiente, principalmente en Haití, que es uno de los países con mayor vulnerabilidad ante los efectos del cambio climático en los últimos veinte años, donde ha sido afectado por diversos factores naturales.


Depuración por plantas macrófitas

Las EDAR desempeñan un papel fundamental en el ciclo del agua porque es aquí donde se procesa y recicla el agua antes de devolverla al medio natural. Las EDAR eliminan tanto la contaminación fisicoquímica como la biológica y son una garantía de salubridad y sostenibilidad. Entre los beneficios medioambientales directos destaca el aumento de la salud pública, por eliminación de bacterias de enfermedades infectocontagiosas, la disminución de la contaminación ambiental y la contaminación marina.

La depuración por plantas macróficas es un sistema ecológico creado en España que depura el agua indirectamente debido a que agrupan en sus raíces unas bacterias microbianas que llegan finalmente a purificar el agua de forma totalmente natural y ecológica, debido a que no se hace uso de productos químicos y su consumo energético es menor comparado a otros sistemas. Al caracterizarse por su adecuación a zonas urbanas o rurales pequeñas, tiene un coste de realización inferior a otros métodos.

La EDAR de Caracol se encuentra dentro del Parque Industrial, que ha empleado, desde su construcción y en el momento actual, a más de 23.000 haitianos. La planta contribuye también al buen estado ecológico de los ríos, lo que favorece la mejora de las condiciones de salubridad de la población y fomenta el sostenimiento de la pesca y los recursos naturales de la zona, que se beneficia, en su conjunto, del tratamiento dado a las aguas residuales.

Publicidad

Noticias relacionadas

comments powered by Disqus