14 de febrero, 2017 Artículos Técnicos comentarios Bookmark and Share
< Volver

El proyecto Life WaterReuse ha demostrado ser capaz de eliminar carga orgánica en efluentes, independientemente del origen de la misma, lo que permite reutilizar aguas de proceso con el consiguiente ahorro económico y reducción de la huella hídrica. Se han utilizado tres tecnologías consideradas como mejores técnicas disponibles que logran eliminar totalmente cualquier materia orgánica que contamine el agua. El proceso se complementa con placas solares que generan la energía necesaria para operar el prototipo y que mediante un sistema automático permite reducir a cero la huella de carbono del prototipo.

WaterReuse se ha diseñado utilizando tres de las tecnologías consideradas como ´mejores técnicas disponibles´ en los documentos BREF de la Comisión Europea: filtración con membranas (ultrafiltración y nanofiltración), electroquímica y fotocatálisis. Se trata, pues, de un reto tecnológico en un proyecto innovador, que puede suponer un gran avance en el tratamiento de efluentes para las industrias del sector químico y para las del agroalimentario.

Publicidad

Noticias relacionadas

comments powered by Disqus