23 de enero, 2020 Novedades Industria Agua comentarios Bookmark and Share
< Volver

El proyecto europeo Life Intext liderado por Aqualia se ha presentado en Talavera de la Reina (Toledo) en un acto celebrado en el salón de plenos del consistorio talaverano y las instalaciones de la estación depuradora de aguas residuales (EDAR) y ante la presencia de numerosas personalidades autonómicas, locales y empresariales. El proyecto implementará una planta piloto con 16 tecnologías híbridas diferentes con las que se pretende aportar soluciones avanzadas que modifiquen el paradigma clásico de la depuración en pequeñas poblaciones y apoyen el camino hacia una economía circular.

Tras la firma del convenio de colaboración, la comitiva, encabezada por José Luis Escudero, consejero de Desarrollo Sostenible de la Junta de Comunidades de Castilla-La Mancha; Agustina García Élez, alcaldesa de Talavera; Pedro Rodríguez, director de Estudios y Operaciones de Aqualia; y Juan Carlos Rey, director de Zona I de Aqualia, ha visitado la planta depuradora de la localidad, donde van a comenzar los trabajos de implantación del proyecto.

El proyecto Life Intext se articula a través de un Consorcio de 9 socios de 5 países europeos, cuenta con un presupuesto de casi 3 millones de euros, está financiado al 55% por la Unión Europea y se desarrollará durante 4 años en Talavera la Reina (Toledo), en colaboración con el Centro de las Nuevas Tecnologías del Agua (CENTA). Aqualia, empresa gestora del agua en la ciudad, lidera el proyecto que situará a Talavera a la vanguardia en tecnología y técnicas de depuración sostenible de las aguas residuales.

Durante la presentación, la alcaldesa de Talavera ha destacado que Intext está alineado con la Agenda 2030 y los criterios de sostenibilidad, medioambiente y paradigma de la economía circular: "El proyecto está vinculado a lo que nos interesa: el trabajo por la sostenibilidad, la conservación y mantenimiento del medio ambiente". Todo ello, ha continuado la regidora talaverana, pensando en el destinatario final, el usuario, que es "quien abre el grifo y nos pide un agua de calidad". Y, en este sentido, ha vuelto a poner en valor a Aqualia por el trabajo diario en depuración, alcantarillado y suministro, así como por su colaboración en las reivindicaciones y necesidades que tiene la ciudad.

Por su parte, Juan Carlos Rey, director Zona I Aqualia, ha mostrado el compromiso de la firma con todos los municipios donde gestiona el agua, ofreciendo "soluciones adecuadas a sus necesidades independientemente de su tamaño", a través de sistemas de tratamiento que puedan optimizar diferentes requisitos para evacuar los residuos del agua de manera sostenible. Uno de los objetivos, ha dicho, es "poner en valor los residuos para que sea posible hablar de materias primas que puedan ser reutilizadas".

 

Economía circular para pequeñas poblaciones

El tratamiento de las aguas residuales generadas en las pequeñas poblaciones continúa siendo una asignatura pendiente. Sólo el 65% de los municipios españoles de entre 2.000 y 10.000 habitantes disponen de tratamiento adecuado, problema que afecta casi el 25% de los 8.115 municipios en España. Entre 3 y 4 millones de habitantes, radicados en aglomeraciones urbanas de menos de 2.000 habitantes equivalentes, carecen aún del adecuado tratamiento de las aguas residuales que generan.

El Proyecto Intext aborda directamente la problemática de la depuración en pequeñas poblaciones. Supone una apuesta hacia la sostenibilidad del tratamiento de las aguas residuales, especialmente concebido para pequeños núcleos urbanos, en los que este tipo de procesos no existen o no son lo suficientemente eficientes. En una primera fase se llevará a cabo el diseño de una plataforma experimental en la EDAR de Talavera de la Reina. En ella se probarán 16 tecnologías híbridas innovadoras de depuración de aguas residuales para pequeñas poblaciones. En una segunda fase se desarrollará una herramienta de toma de decisiones para seleccionar la mejor tecnología para cada localización para ofrecer soluciones ad hoc. Finalmente, se realizará un diagnóstico de plantas que no estén funcionando de forma óptima para aplicar la tecnología adecuada.

La EDAR de Talavera se considera un lugar idóneo para validar dichas tecnologías, probadas con éxito en otros países del norte de Europa ya que permite tratar la misma carga en cada una de ellas (caudal de Talavera la Nueva) variando la intensidad de la misma con el vertido industrial que llega a la EDAR. El proyecto creará un auténtico escaparate con los últimos avances en tratamientos de agua híbridos intensivos/extensivos para pequeñas comunidades, situando a Talavera y a Castilla-La Mancha como referente tecnológico internacional en este sector.

En Castilla-La Mancha se debe afrontar la necesidad de unos 1.300 nuevos sistemas de saneamiento para aglomeraciones urbanas de menos de 1.000 habitantes. En la Cuenca del Tajo un 98% de la carga orgánica recibe tratamiento de depuración. Por el contrario, un 50% de los municipios carecen de tratamiento.

 

Compromiso con la innovación sostenible

El Proyecto Intext es una muestra más del compromiso de Aqualia no solo con la  innovación sino también con los municipios en los que presta servicio, y a los que ofrece soluciones adecuadas a sus necesidades, independientemente de su tamaño. Actualmente, Aqualia mantiene activos 20 programas de investigación. Muchos de ellos están impulsando un cambio radical en los procesos de tratamiento y depuración de las aguas, buscando soluciones no solo innovadoras sino además sostenibles, que propicien la reducción del consumo energético o permitan producir nuevas fuentes de energía. España dispone de una infraestructura de saneamiento integrada por redes, estaciones depuradoras y sistemas avanzados para la reutilización de las aguas residuales. En esta situación el principal reto está en garantizar una gestión triplemente sostenible (financiera, medioambiental y social) y aportar soluciones tecnológicamente avanzadas para modificar el paradigma clásico de la depuración.

Aqualia colabora de forma permanente con universidades, centros de investigación, organismos nacionales, internacionales y ayuntamientos para alcanzar este objetivo, contribuyendo con ello a la lucha contra el cambio climático y la consecución de los Objetivos de Desarrollo Sostenible de la ONU dentro de su Agenda 2030. La ciencia, la tecnología y la innovación constituyen una herramienta fundamental para implementar dicha Agenda, ya que permitirán mejorar la eficiencia tanto desde el punto de vista económico como medioambiental, desarrollando nuevas y mejores vías sostenibles de satisfacer las necesidades del planeta.

Publicidad

Noticias relacionadas

comments powered by Disqus