23 de noviembre, 2017 Novedades Industria Agua comentarios Bookmark and Share
< Volver

Zinnae, el cluster para el uso eficiente del agua, ha celebrado en Zaragoza la jornada ´La gestión del agua en el marco de la economía circular´ para analizar y debatir los retos actuales y futuros del sector del agua en el contexto de una economía circular, así como las estrategias y nuevas líneas de innovación para generar valor del residuo en el ciclo integral del agua.

La economía circular es un concepto económico que se interrelaciona con la sostenibilidad, y cuyo objetivo es que el valor de los productos, los materiales y los recursos (agua, energía...) se mantenga en la economía durante el mayor tiempo posible, y que se reduzca al mínimo la generación de residuos. Se trata de implementar una nueva economía, circular -no lineal-, basada en el principio de ´cerrar el ciclo de vida´ de los productos, los servicios, los residuos, los materiales, el agua y la energía. La Unión Europea impulsa desde el año 2015 el Plan de Acción para la economía circular, centrado en medidas a escala europea para hacer realidad una Europa que utilice eficazmente los recursos. En este plan se identifican grandes ejes estratégicos de intervención: producción, procesos productivos, consumo, gestión de residuos y reutilización de agua.

Sobre este último punto habló el presidente de la Asociación Española de Abastecimientos de Agua y Saneamiento (AEAS), Fernando Morcillo. Durante su intervención, resaltó la importancia del papel de la reutilización del agua y la consideración de los caudales así generados como un recurso adicional, en concordancia con los criterios de la economía circular. Según Morcillo, los servicios de agua urbana también contribuyen al desarrollo de la economía circular mediante la valorización de subproductos y el ahorro, producción y aprovechamiento energético. El presidente de AEAS también explicó las barreras legales e institucionales para el desarrollo de la economía circular en el sector del agua urbana y reclamó más coherencia respecto a la fiscalidad que existe sobre la utilización del biogás (recurso renovable) y la autoproducción eléctrica o energética (aprovechamientos hidráulicos, biocombustibles y renovables en general).

Otra de las intervenciones destacadas fue la de Antonio Giménez Lorang, jefe de Proyectos en el Departamento de Innovación y Tecnología de Aqualia, quien detalló la experiencia de la compañía en la gestión del agua en el marco de la economía circular. En concreto, el investigador explicó algunos de los 18 proyectos que Aqualia desarrolla para la recuperación de nutrientes, energia y agua. "Con 18 proyectos activos -expuso- desde Aqualia pretendemos contribuir a un ciclo del agua sostenible, en el que la economía circular sea la base que defina las actuaciones del sector".

Además, Antonio Giménez explicó que "en depuración, contemplamos las aguas residuales como potenciales vectores de nutrientes, energía, biometano y, por supuesto, agua regenerada". En su ponencia presentó instalaciones a escala real, en pleno estado operativo y que demuestran su viabilidad técnica, económica y ambiental, y expuso algunos casos de éxito ya implantados, como All-gas, en la EDAR de El Torno (Chiclana, Cádiz), en la que Aqualia depura y obtiene energía mediante el uso de microalgas, sin necesidad de aireación y con un consumo energético mínimo; o Smart Green Gas, en la EDAR Guadalete (Jerez, Cádiz), donde se suministra biocombustible de manera continuada a vehículos CNG que ya han recorrido 20.000 kilómetros, reduciendo la huella de carbono en torno al 80% con respecto al gas natural de origen fósil. Antonio González también repasó otros proyectos como Pioneer, en la EDAR de Guillarei (Pontevedra), Life Memory en Alcázar de San Juan (Ciudad Real) y la próxima puesta en marcha de la primera estación depuradora de aguas urbanas mediante tecnología AnMBR en la depuradora de Santa Rosa de Lima (Tarragona).

Otros ponentes y temáticas fueron: Erique Playán, investigador Estación Experimental Aula Dei, sobre soluciones desde la economía circular para resolver escasez de agua y producción de alimentos; José Antonio Briz, director general de Grandes Vinos y Viñedos, que habló de agua y competitividad en la industria agroalimentaria; Fidel Navío, ingeniero medioambiental de Ingeobras, que trató las tecnologías coste-eficientes de depuración; y Javier Santacruz, CTO de  Contazara, sobre ecodiseño y la tecnología en la economía circular. Huba una mesa redonda sobre reutilización de agua, valorización de fangos y aprovechamiento energético en la gestión de aguas residuales, con la participación de Carlos Arrazola, jefe Área Control de Vertidos de la Confederación Hidrográfica del Ebro; Fernando López Ribot, jefe Área de Explotación y Canon, del Instituto Aragonés del Agua; José Mª Villanueva, subdirector de Explotación y Saneamiento del Consorcio de Aguas de Bilbao; y Gregorio Berrozpe, director de Proyectos y Obras, de Navarra de Infraestructuras Locales (Nilsa).

La jornada del Zinnae ha reunido, por segundo año consecutivo, a los mayores expertos en gestión del agua con el objetivo de presentar los retos y estrategias actuales y plantear futuras líneas de innovación para generar valor del residuo en el ciclo integral del agua. El sector del agua lleva años trabajando con un enfoque circular, comúnmente denominado gestión integral del ciclo del agua, impulsando el manejo eficiente de los recursos hídricos desde su captación hasta su vertido al medio natural receptor. La gestión del agua en el marco de la economía circular pone el foco en varios ámbitos del ciclo de uso del agua donde se generan residuos y donde es deseable generar valor: el reciclaje de nutrientes, la recuperación de energía a partir de la valorización de fangos y la reutilización.

Publicidad

Noticias relacionadas

comments powered by Disqus