1 de abril, 2015 Novedades Industria Agua comentarios Bookmark and Share
< Volver

Marià Galí, presidente de Mina, Aigües de Terrassa, y Josep Lluís Armenter, director general, acompañados por Jordi Ballart, alcalde de Terrassa, el teniente de alcalde Francisco Vega y la Regidora de Medio Ambiente, Eva Herrero, han inaugurado las obras de rehabilitación del dipósito grande de Can Boada. La rehabilitación integral de este depósito, iniciada en 2012, ha consistido principalmente en rehacer todas su estructura. Los trabajos, ejecutados en 4 fases entre 2012 y 2014, han supuesto un coste final de 1,15 millones de euros.

El depósito de Can Boada almacena el agua que llega procecente de las instalaciones de captación y tratamiento de aguas potables que la compañía tiene en Abrera. Su construcción se inició en 1943, se puso en marcha en el 46 y permitió culminar, de forma efectiva, el primer proyecto de traída de agua del río Llobregat, necesario para abastecer la ciudad de Terrasa.

De forma circular y con una cubierta de vuelta tórica, el depósito tiene una capacidad de 10.000 m3. Un muro de separación diametral lo divide en dos compartimentos. Actualmente, en Can Boada hay 4 depósitos más de menor capacidad, de 1.800 m3 cada uno. La capacidad total de volumen de agua almacenada, para abastecer los municipios de Terrassa, sobre todo, y parcialmente Viladecavalls y Matadepera, es de 17.200 m3.

Las 4 fases de ejecución han sido:

  • Construcción de un anillo de refuerzo de los cimientos.
  • Rehabilitación interior del primer vaso.
  • Rehabilitació interior del segundo vaso.
  • Acabados exteriores (fachada y cubierta).

 

Publicidad

Noticias relacionadas

comments powered by Disqus