8 de agosto, 2016 Artículos Técnicos comentarios Bookmark and Share
< Volver

De la buena ejecución del mantenimiento y la conservación (M&C) que se lleva a cabo en las estaciones depuradoras de aguas residuales (EDAR) se obtienen importantes beneficios económicos. Por contra, una mala gestión del M&C supone pérdidas económicas importantes al acortarse la vida útil de los equipos, y la necesidad de incurrir en mayores costes para la reposiciones de los mismos. Gestionar el M&C pasa por la realización de auditorías técnicas periódicas y el uso de indicadores adecuados para cuantificar la bondad del servicio.

En este artículo, por tanto, se expone una propuesta de indicadores relevantes que se deben de manejar para certificar la gestión de los trabajos de M&C dentro de las infraestructuras del ciclo integral del agua y, en particular, de una EDAR. Y se hace desde el punto de vista de indicadores como la fiabilidad, la mantenibilidad y la disponibilidad, atendiendo también los aspectos más importantes en los diferentes procesos de una EDAR y de los equipos que se utilizan.

Publicidad

Noticias relacionadas

comments powered by Disqus