18 de marzo, 2016 Productos Industria Agua comentarios Bookmark and Share
< Volver

KSB presenta su sistema de velocidad variable PumpDrive con tres nuevas funciones, las cuales han sido creadas especialmente para operar con bombas para aguas residuales.

 

Para que una completa columna de agua sea establecida durante la puesta en marcha, PumpDrive incrementa la velocidad de la bomba a su capacidad máxima en 4 segundos. Esta velocidad se mantiene durante 3 minutos para que el caudal pase por todas las tuberías antes de que el sistema comience una operación controlada. Esto asegura que la línea de impulsión y el cuerpo de la bomba estén preparados para manejar el fluido.

La segunda nueva función es la llamada función de lavado. Puede ser activada tanto automáticamente como manualmente por el personal que esté utilizando el panel de control. El controlador PID incrementa la velocidad a su valor máximo, lo que provoca que se requiera el efecto de lavado. La tarea actual de control se pone en pausa para este proceso. Después del periodo definido de lavado, la función para, y el sistema vuelve a su previa, controlada operación.

La capacidad de monitorizar el caudal es otra nueva característica. Esto asegura que se cumplan los requisitos sobre el caudal mínimo especificados en el momento de la selección, para así mantener las tuberías libres de depósitos. Si el caudal se sitúa bajo la velocidad mínima programada, PumpDrive puede transmitir un mensaje de fallo a la estación de control o puede empezar la función de lavado para remover cualquier depósito que se encuentre en las tuberías. El caudal se computa con el sistema de velocidad variable basado en los valores eléctricos medidas de la unidad. No se requieren sensores externos, incrementando la fiabilidad del funcionamiento.

Hasta seis PumpDrives pueden ser combinados en una unidad de control vía líneas de conexión plug-in, lo que permite al usuario operar seis bombas en paralelo. Esta unidad inicia y detiene las bombas in line, asegurando que la carga de la operación sea distribuida equitativamente. Compensa el fallo de los componentes individuales sin interrumpir el funcionamiento. Todos los PumpDrives para motores con potencias de hasta 55 kw tienen un diseño armonizado.

KSB presentará este sistema en la próxima edición de la feria IFAT, que se celebra en Múnich del 30 de mayo al 3 de junio.

Publicidad

Noticias relacionadas

comments powered by Disqus