Publicidad

Empresas Premium

16 de agosto, 2021 Novedades Industria Agua comentarios Bookmark and Share
< Volver

El informe especial ´Depuración de Aguas´ publicado recientemente por el Observatorio Sectorial DBK de Informa, revela que la actividad de depuración de aguas residuales en España generó en 2020 un negocio de 1.300 millones de euros, lo que supuso un aumento del 2,4% respecto al año anterior. Tras alcanzar los 4.950 hm3 en 2020, el caudal depurado por las 4.700 estaciones en explotación seguirá una tendencia al alza en los próximos años, en un contexto de reactivación económica y aumento de las inversiones en materia de aguas.

Según el Observatorio Sectorial DBK de Informa, especialista en el suministro de información financiera y sectorial en España y Portugal, el volumen de negocio agregado de las empresas dedicadas a la explotación de plantas depuradoras experimentó un crecimiento del 2,4% en 2020, hasta situarse en 1.300 millones de euros. Por su parte, se estima que el caudal total depurado por las 4.700 plantas EDAR urbanas actualmente en explotación se cifró en unos 4.950 hectómetros cúbicos en ese año, lo que supuso un aumento del 1,2% respecto a 2019.

La menor actividad económica y turística, debido a la crisis motivada por la pandemia de la COVID-19, repercutió a la baja en el caudal depurado, especialmente en lo que se refiere a vertidos comerciales e industriales, mientras que el aumento de las precipitaciones tuvo un efecto positivo en el volumen de agua residual tratada.

En un contexto de repunte económico, la creciente demanda de tratamiento y cumplimiento con la legislación sobre el saneamiento y la depuración de aguas residuales hacen esperar un incremento del volumen de agua tratada en los próximos años. Además, es previsible que los fondos del Pacto Verde Europeo, el Plan DSEAR nacional y las inversiones contempladas en el Plan de Recuperación, Transformación y Resiliencia, entre otras iniciativas, contribuyan a paliar progresivamente el déficit en materia de depuración de aguas.

En cuanto a la evolución de la cifra de negocios de las empresas del sector, también se prevé un moderado aumento, a pesar de la tendencia de congelación de las tarifas de saneamiento, en buena medida debido al impacto socio-económico del coronavirus. El sector está incorporando de forma creciente las diferentes posibilidades del almacenamiento y gestión de datos que ofrece la tecnología big data, que permite una gestión centralizada y un mayor control de la calidad de las aguas, además de un mejor aprovechamiento de los residuos generados por las depuradoras.

La actividad de prestación de servicios de explotación de plantas depuradoras de aguas residuales presenta un notable grado de concentración. En 2020 los cinco primeros operadores reunieron de forma conjunta el 47% del volumen de negocio sectorial.

Publicidad

Noticias relacionadas

comments powered by Disqus