Publicidad

Empresas Premium

9 de febrero, 2021 Novedades Industria Agua comentarios Bookmark and Share
< Volver

Una de las últimas actuaciones de Remosa, empresa especializada en el tratamiento del agua, ha sido la implantación de una depuradora compacta ROX30 en Alicante, con el objetivo de tratar las aguas y vertidos al cauce del río Júcar, según los límites marcados por la Confederación Hidrográfica del Júcar.

Las Confederaciones hidrográficas son entidades adscritas al Ministerio para la Transición Ecológica y el Reto Demográfico (Miteco) del gobierno de España como organismo dependiente de la Secretaría de Estado de Medio Ambiente. Tienen como misión las tareas de planificación hidrológica, gestión de los recursos del dominio público hidráulico en razón de la cuenca en donde se encuentren, la concesión de derechos de explotación de los recursos acuíferos, la construcción y planeamiento de infraestructuras hidráulicas y la gestión medioambiental de su zona, con especial atención a la preservación de los recursos y a la calidad del agua.

En el caso de la Confederación Hidrográfica del Júcar, esta entidad regula las acciones cometidas en las redes hidrológicas de una demarcación en la que el Júcar es el río principal. Es por todo ello que los clientes de la zona confían en las soluciones de Remosa para depurar sus aguas con el resultado óptimo y de calidad del agua , exigida por dicha confederación. El modelo de la imagen es una depuradora por oxidación total ROX30 suministrada en la provincia de Alicante.

Publicidad

Noticias relacionadas

comments powered by Disqus