8 de julio, 2020 Novedades Industria Agua comentarios Bookmark and Share
< Volver

Canal de Isabel II ha implantado un plan específico de actuación incluyendo las medidas higiénico- sanitarias, organizativas, y de seguridad y salud para la reducción del riesgo de contagio según el ´Protocolo Seguro COVID-19´, aplicable a su actividad en sus instalaciones tanto de oficina como en los puntos de servicio de atención al cliente.

Con el fin de garantizar que sus espacios de trabajo cumplen con las medidas higiénico-sanitarias, organizativas y de prevención para la reducción del riesgo de contagio del coronavirus, Canal de Isabel II ha contado con la entidad independiente TÜV Rheinland, que ha verificado la implantación de sus medidas acorde al ´Protocolo Seguro COVID-19´. Así, tras la revisión de un equipo de auditores de esta empresa de las oficinas centrales de Canal, de sus instalaciones comerciales, y de sus protocolos y mecanismos de actuación para la prevención del coronavirus, Canal ha sido la primera empresa española de aguas en obtener este certificado.

Como puntos fuertes, TÜV-Rheinland ha señado la documentación y protocolos generados por el servicio de prevención de Canal, la actuación del servicio médico de la compañía, la realización de test rápidos a la plantilla, la adquisición de EPIs y el almacenamiento de stock suficiente, la creación de herramientas de comunicación para empleados, la señalética instalada en las oficinas de la compañía y la disposición de Canal de Isabel II para afrontar las necesidades de desescalada (preparación de espacios, edificios, documentación, etcétera).

El ´Protocolo Seguro COVID-19´ sirve para identificar aquellos espacios que cumplen con los estándares más exigentes para combatir y prevenir el coronavirus. Esta distinción ha sido desarrollada por expertos sanitarios basándose en las recomendaciones y requisitos de autoridades y organismos nacionales e internacionales, contemplando las pertinentes medidas organizativas, colectivas e individuales a adoptar y con el objetivo de dar respuesta ante la eventual aparición de casos o contactos estrechos con personas contagiadas en situación de riesgo.

TÜV Rheinland es una compañía especializada en servicios técnicos, de seguridad, calidad y certificación a nivel mundial con cinco líneas de negocio (Servicios Industriales, Movilidad-Automoción, Formación, certificación de Productos y certificación de Sistemas). Fundada en Colonia, Alemania, hace casi 150 años, la empresa es uno de los principales proveedores de servicios de ensayo a nivel internacional, con más de 20.000 empleados en todo el mundo. Los expertos de TÜV Rheinland testean los sistemas técnicos y productos, apoyan las innovaciones en la tecnología y el negocio, forman a las personas en numerosas profesiones y certifican los sistemas de gestión de acuerdo con las normas internacionales.

Por su parte, Canal de Isabel II nació casi 170 años para abastecer de agua a la ciudad de Madrid. Hoy, sus más de 2.800 empleados prestan servicio a más de 6 millones de personas en la región. Es una empresa 100 % pública, innovadora en su sector y reconocida internacionalmente por su gestión de todas las fases del ciclo integral del agua. Opera 13 embalses; 78 captaciones de aguas subterráneas; 14 estaciones de tratamiento de agua potable; 17.651 km de red de aducción y distribución; 131 estaciones de bombeo de agua potable y 133 de aguas residuales; 15.317 km de redes de alcantarillado; 65 tanques de tormenta; 157 estaciones depuradoras de aguas residuales; y 651 km de redes de agua regenerada.

Publicidad

Noticias relacionadas

comments powered by Disqus