7 de junio, 2017 Novedades Industria Agua comentarios Bookmark and Share
< Volver

Los socios del proyecto REMEB han viajado a Bruselas para impulsar su visibilidad y darse a conocer entre los principales grupos de trabajo europeos relacionados con la valorización de residuos, la gestión del agua, y el sector de la producción cerámica. El proyecto REMEB pretende desarrollar y validar un biorreactor de membranas (MBR) cerámico que permite la reutilización de aguas residuales en el ámbito urbano e industrial. Sus principales distintivos son la sostenibilidad y su bajo coste, en comparación a los sistemas existentes. Mediante la incorporación de diferentes residuos agroindustriales en la composición de las membranas cerámicas, el proyecto reducirá los costes operativos y de operación del MBR.

REMEB, compuesto por un equipo multidisciplinar procedente de 7 países diferentes, se presentó el pasado 31 de mayo en Bruselas, Bélgica. El evento, que estuvo organizado por el Consejo de Cámaras de la Comunidad Valencia y la Diputación de Castellón, fue acogido en la sede de la Asociación Europea de Organismos Intermedios Locales para la Cooperación Territorial Partenalia, que preside Javier Moliner, presidente de la Diputación de Castellón.

La Diputación de Castellón, promotora del desarrollo económico y generación de oportunidades en el tejido empresarial de la provincia de Castellón, está dando eco al proyecto a través de la asociación Partenalia, de la que es miembro.  Esta asociación, formada por 19 autoridades intermedias procedentes de 5 países  diferentes, tiene por objetivo estrechar los lazos colaborativos entre regiones europeas y fortalecer la presencia de administraciones locales en Europa. Asimismo, da soporte y promueve iniciativas innovadoras, como REMEB, y el intercambio de mejores prácticas a escala transnacional.

Representantes de los siguientes organismos estuvieron presentes: asociación de las ciudades y regiones por la gestión sostenible de los recursos (ACR+), Municipal Waste Europe, la asociación europea de la industria cerámica (Cerame Unie) y el intergrupo parlamentario de la de la Comisión Europea sobre cambio climático, biodiversidad y desarrollo sostenible, la Delegación de la Cámara de España en Bruselas y representantes de la Fundación Comunidad Valenciana Región Europea.

Durante su estancia en la capital belga, los socios de REMEB también mantuvieron una reunión de seguimiento de las actividades desarrolladas, durante el primer periodo del proyecto, con responsables de la Agencia Ejecutiva para las Pequeñas y Medianas Empresas (EASME) de la Comisión Europea. El proyecto, cofinanciado por el programa de investigación e innovación de la Unión Europea Horizonte 2020, está compuesto por 11 socios internacionales: el líder del proyecto Facsa, el Instituto de Tecnología Cerámica ITC-UJI, la empresa de ingeniería francesa Imeca Process, la consultora de Chipre Atlantis, la empresa noruega Biowater, el Consejo de Cámaras de Comercio de la Comunidad Valenciana, el laboratorio castellonense de investigación y proyectos de medio ambiente Iproma, el centro cerámico italiano Centro Ceramico, el centro de investigación cerámica de Turquía SAM, la Universidad Antonio Nariño de Colombia y la Entidad de Saneamiento y Depuración de Aguas Residuales de la Región de Murcia (Esamur).


Publicidad

Noticias relacionadas

comments powered by Disqus