1 de junio, 2017 Novedades Industria Agua comentarios Bookmark and Share
< Volver

Cetaqua y el Institut de Recerca i Tecnologia Agroalimentari (IRTA), junto con la Red Española de Análisis del Ciclo de Vida (esLCA), organizaron el 17 de mayo la jornada ´Alimentación, Agricultura y Agua: el análisis de ciclo de vida como herramienta hacia la sostenibilidad´, con la finalidad de debatir los avances en materia de análisis de ciclo de vida (ACV) para los sectores del agua, agrícola y alimentario.

El acto se celebró en la Ciutat de l´Aigua en Barcelona con el objetivo de debatir los avances en materia de ACV, una herramienta para evaluar los impactos ambientales de un producto o servicio, en los sectores del agua, agrícola y alimentario.

Cerca de 75 asistentes participaron en el evento, entre los que se encontraban investigadores, representantes de centros tecnológicos, instituciones públicas y empresas de diferentes sectores. Después de la introducción a la jornada, Anne Marie Boulay, PhD de Polytechnique Montréal, Canadá y jefa de proyecto en WULCA, inauguró el acto con una ponencia sobre los últimos estudios y avances en materia de huella hídrica. Boulay explicó y comparó las diferentes metodologías existentes para el cálculo de la huella hídrica y destacó el indicador Aware, un método consensuado para unificar estos indicadores.

En el primer bloque del evento se llevaron a cabo un conjunto de presentaciones en las que se analizó el ACV desde un punto de vista multisectorial. Por un lado, se abordó la aplicación del ACV en el sector agrícola, en una sesión dirigida por Francesc Prenafeta, del IRTA. A continuación, Desirée Marín, de Cetaqua, moderó un conjunto de ponencias que describieron la visión del ACV por parte del sector alimentario y del agua.

La segunda parte de la jornada se centró en una mesa redonda en la que se debatió sobre el análisis de ciclo de vida como herramienta para promover la sostenibilidad del sector productivo. El debate contó con las intervenciones de Pedro Ruiz, de Nestlé, Dulcinea Meijide, de Suez, Francesc Camps, del IRTA, Manuel Martín, de Suwea y Alexandre Norie, de Danone, y fue moderado por Assumpció Antón, del IRTA.

A lo largo del intercambio de opiniones, los participantes señalaron que agricultores y productores están cada vez más concienciados sobre la importancia de la sostenibilidad de sus actividades. De este modo, herramientas como el ACV o la huella hídrica resultan interesantes para incrementar su eficiencia y productividad, ya que se trata de indicadores que conducen hacia una mejor gestión de los recursos y ayudan en la toma de decisiones. Por otro lado, se subrayó el papel de las grandes empresas, que promueven la concienciación de proveedores y usuarios finales sobre la sostenibilidad de sus actividades exigiendo criterios de sostenibilidad en sus materias primas con tal de asegurar la sostenibilidad de toda la cadena de valor.

Asimismo, se hizo entrega de premios a los mejores trabajos de fin de grado en materia de ACV, patrocinados por thinkstep. Los ganadores de los premios han sido Sara Feijóo, de la Universidad de Santiago de Compostela y José Luis Serrano, de la Universidad de Alcalá.

Publicidad

Noticias relacionadas

comments powered by Disqus