10 de julio, 2015 Novedades Industria Agua comentarios Bookmark and Share
< Volver

El Ministerio de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente (Magrama), a través de la Confederación Hidrográfica del Segura (CHS), ha declarado de emergencia la ejecución de la tubería principal que llevará el agua desalinizada desde la planta de las Águilas a los regadíos del Valle del Guadalentín, en los términos municipales de Lorca y Totana (Murcia).

Los trabajos, que cuentan con presupuesto de 20 millones de euros, empezarán en menos de un mes y tendrán como objeto paliar los efectos que está provocando la sequía en esta demarcación hidrográfica. Las obras se han dividido en cuatro para garantizar una rápida y adecuada ejecución que permita la entrada en funcionamiento de la nueva conducción lo antes posible.

De esta forma, el Ministerio continúa cumpliendo su compromiso de adoptar cuantas medidas sean necesarias para paliar los efectos de la sequía en las cuencas del Júcar y del Segura, afectadas por la falta de precipitaciones.

Obras de emergencia

Al margen de esta actuación, el Ministerio ha declarado otras nueve obras de emergencia para combatir los efectos de la sequía en ambas demarcaciones hidrográficas. En concreto, ha declarado de emergencia otras cinco actuaciones en la demarcación del Segura, por un importe total de cerca de 2 millones de euros, destinadas prioritariamente a disminuir las pérdidas existentes en las infraestructuras del postrasvase.

A estas se suman la declaración de otras cuatro actuaciones de emergencia en la cuenca del Júcar por un importe de 8,5 millones de euros que tendrán como objetivo mejorar la eficiencia de riego en el canal Júcar Turia y reparar diversos tramos de la conducción Rabasa-Fenollar-Amadorio, para asegurar el transporte de los caudales ya autorizados en el mes de mayo. En total, en las obras de emergencia autorizadas se invertirán más de 30,5 millones de euros.

Publicidad

Noticias relacionadas

comments powered by Disqus