Publicidad

Empresas Premium

21 de marzo, 2016 Productos Industria Agua comentarios Bookmark and Share
< Volver

KSB presenta su nuevo impulsor de paso libre para bombas de aguas residuales: F-max. Este impulsor incorpora dos tipos de distancias entre sus álabes, una corta y otra más larga. Gracias a esta organización asimétrica de los álabes, el equipo ofrece amplios pasos libres, asegurando que incluso los sólidos más bastos pasen fácilmente y sean manejados con total seguridad por la bomba.

Los ingenieros de KSB que diseñaron estos álabes se centraron en crear un vórtice en el área central. Este vórtice aleja las fibras del impulsor y las transporta al exterior. Tras décadas de experiencia en el diseño de impulsores de paso libre, los expertos en fabricación de bombas utilizaron el método CFD (Computational Fluid Dynamics) para conocer los complejos comportamientos del caudal dentro de la bomba, realizando para ello, simulaciones por ordenador. Todo ello llevó al diseño de los impulsores F-max, los cuales son capaces de alcanzar rendimientos que previamente solo se habían obtenido con los impulsores monocanal.

Este nuevo tipo de impulsor no requiere de equilibrado. Puesto que las fuerzas radiales y las vibraciones creadas son normalmente más bajas que las creadas por los impulsores monocanal, la vida útil del sellado del eje y los rodamientos se incrementa. En consecuencia, las bombas con impulsores F-max requieren un mantenimiento mínimo. Incluso reponer el impulsor es sencillo. Los impulsores de paso libre crean un vórtice muy fuerte que mantiene los sólidos suspendidos en el cuerpo de la bomba y, en combinación con la inclinada área de aspiración, generan una acción adicional de lavado. Esto reduce significantemente el riesgo de atasco en el centro del impulsor causado por fibras largas, particularmente por las toallitas húmedas. Estas se han convertido en un gran problema en el transporte de aguas residuales debido a que su uso ha aumentado notablemente en los últimos años.

Como resultado de la tendencia a la conservación del agua potable y la separación de las aguas pluviales y residuales, el tratamiento de las aguas residuales se ha convertido en una tarea crítica. Por ello, los usuarios solicitan bombas con impulsores inatascables que ofrezcan un funcionamiento seguro y sin perder su alta eficiencia, incluso para bombas de tamaño reducido.

KSB también ofrece impulsores para transportar aguas residuales con ácido, fabricados en acero inoxidable dúplex, proporcionando protección contra la corrosión. Las bombas residuales de acero inoxidable se utilizan principalmente en el tratamiento de aguas residuales industriales. También están disponibles variantes en fundición blanca para medios particularmente abrasivos. KSB presentará esta novedad  en la próxima edición de la feria IFAT, que se celebra en Múnich del 30 de mayo al 3 de junio.

Publicidad

Noticias relacionadas

comments powered by Disqus