25 de febrero, 2014 Productos Industria Agua comentarios Bookmark and Share
< Volver

Endress+Hauser presenta una oferta especial para pasarse a la tecnología digital y sacar el máxino partido de los puntos de medida mediante la actualización de los sistemas  analógicos a la tecnología digital Memosens. Esta tecnología permite que hasta 8 sensores Memosens puedan ser conectados al transmisor Liquiline CM44, reduciendo al máximo los costes por punto de medida.

Desde 2007, Endress+Hauser ha ofrecido a sus clientes la innovadora tecnología digital Memosens que, con más de 400.000 sensores digitales vendidos en todo el mundo, se presenta como una solución definitiva a los problemas de humedades en las medidas analíticas.

En efecto, las humedades son uno de los problemas más comunes en las medidas analíticas (especialmente en pH), provocando a menudo la corrosión de las partes metálicas del conector, una distorsión en la medida y altos costes de sustitución de los electrodos y cables. Con Memosens, el conector inductivo, herméticamente sellado y sin partes metálicas, ofrece una mayor estabilidad y precisión de medida permitiendo incluso conectar el sensor bajo el agua.

Con los sensores Memosens, todos los datos de calibración y operación quedan guardados en el cabezal del sensor, permitiendo la calibración del electrodo fuera de proceso. Esto simplifica las tareas de mantenimiento y aumenta la vida útil del sensor.

Los sensores Memosens están disponibles para las siguientes medidas:

  • pH/ORP.
  • Conductividad.
  • Oxígeno disuelto.
  • Cloro libre.
  • Turbidez y capa de fangos.
  • Amonio y nitratos.
Publicidad

Noticias relacionadas

comments powered by Disqus